Chapingo y la Procuraduría Agraria capacitarán a campesinos y productores para fortalecer el campo

La Universidad Autónoma Chapingo y la Procuraduría Agraria firmaron un convenio de colaboración, el cual tiene la finalidad de capacitar a campesinos y productores de diferentes regiones del país para fortalecer las actividades que se realizan en el campo; por lo que profesores de esta institución, trabajaran en la elaboración del material didáctico que permita transmitir el conocimiento.

El rector, doctor Sergio Barrales Domínguez, reconoció la iniciativa de la Procuraduría Agraria para llevar el conocimiento a las zonas agrarias del país, principalmente a las que se encuentran más alejadas, para hacer más productiva la tierra: “Esta es una idea extraordinaria, a la cual se han sumado algunos profesores investigadores que están dispuestos a trabajar en los materiales que se les harán llegar en los cursos”.

Reconoció que, con este convenio, la institución tiene el reto de trabajar para dar validación académica a los cursos y seminarios. La idea es darles valor y motivar a los campesinos y productores para que se acerquen a los capacitadores para aprender y/o mejorar sus técnicas de producción.

Al hacer uso de la palabra, el titular de la Procuraduría Agraria, ingeniero Cruz López Aguilar destacó que la Universidad Autónoma Chapingo es la institución adecuada para contribuir al fortalecimiento del campo, y con este convenio, será mediante la capacitación de ejidatarios, comuneros, campesinos y productores, a quienes se les proporcionará asistencia técnica en proyectos productivos en todo el país: “Queremos multiplicar el conocimiento universitario en términos agropecuarios y vincular al sector para tener mejores resultados en el campo”.

Aseguró que la mejor inversión que hace la Procuraduría Agraria, es la capacitación para contribuir en el desarrollo integral del agro mexicano, por lo que, en su gestión, se ha buscado fortalecer el aprendizaje y la investigación: “Por tal motivo, en el 2014, se creó a Escuela Nacional de Estudios para el Desarrollo Agrario, ENEDA, para, entre otros objetivos, formar promotores del desarrollo agrario en favor de ejidatarios y comuneros, objetivo que contempla el convenio que celebramos”, enfatizó.

Destacó que se busca difundir la aplicación de nuevas tecnologías que permitan a la tierra dar más y mejores resultados en beneficio de sus propietarios, meta que se puede alcanzar con la participación de catedráticos, estudiantes de Chapingo y la ENEDA para transferir a los campesinos los conocimientos y herramientas necesarias para su desarrollo; y añadió: “En estos tiempos, es necesario fortalecer la producción nacional, el mercado interno y buscar nuevos nichos para comercializar nuestros productos, y esto es parte importante en la firma de este instrumento jurídico”.

En la firma de convenio estuvieron presentes, por parte de la universidad, los directores generales Académico, Investigación y Posgrado, Difusión Cultural; ingeniero, Edgar López Herrera; doctor José Luis Romo Lozano; licenciada Silvia Castillejos Peral; así como los directores de Fitotecnia; de la División de Ciencias Forestales; e Ingeniería Agroindustria, doctores, Jesús Axayacatl Cuevas Sánchez, José Antonio Torres Pérez y el ingeniero José Alfredo Espejel Zaragoza.

Por parte de la Procuraduría Agraria, asistieron el doctor Carlos Orozco Alam, director general de Organización Agraria, los licenciados Carlos Moguel Que, director general de administración; German Mendoza Palomo, encargado de la subprocuraduría general; Martin Carrillo Martínez, director jurídico; los ingenieros Roberto Ángel Cruz Garza, encargado de la secretaría general; Raúl Jacinto Mata, responsable operativo y Alfredo López Valdovinos, presidente de la confederación nacional agronómica; así como profesores y estudiantes de la universidad.

 

---ooo000ooo---